La Ría de Bilbao: Secretos y tradición

La Ría de Bilbao: Secretos y tradición

Share Button

Aunque se suele decir que sólo aquellas ciudades que tienen salida directa al mar son marineras, lo cierto es que Bilbao tiene ese sello tranquilo y mágico de esas ciudades pegadas al gran azul gracias a la vida que brota de su inconfundible Ría. Además de contar con un casco histórico único y original, la capital del País Vasco cobra vida cada día y cada noche gracias a rincones únicos que toman base a orillas de su Ría y que, en muchos casos, han terminado por convertirse en auténticas joyas secretas de la ciudad.

Si has decidido hacer una escapada romántica o un viaje de última hora aprovechando esos días libres que aún colean, sin duda la mejor opción es elegir un Petit Palace de Bilbao para disfrutar la ciudad como nunca. ¿Por dónde empezar? Hoy te proponemos conocer los secretos que esconde la Ría de Bilbao.

Pasear por la Ría de Bilbao es una experiencia a todos los niveles. Desde contemplar paisajes únicos a disfrutar de las mejores terrazas de toda la ciudad; y es que las más in del momento se dan cita a orillas de la Ría. ¿Con cuáles nos quedamos? Aunque hay muchas, quedaos con estos nombres: La Ribera (el café del Mercado de la Ribera, un lugar impresionante al que no hay que dejar de ir), La Terraza del Museo Marítimo (tomad buena nota de sus impresionante vistas) y La Karola (el bar indie por excelencia con la Ría de fondo).

Una vez que hayamos cogido energía con los mejores pintxos de la ciudad, nada mejor que conocer esos rincones secretos de los que os hablábamos al principio y que tienen a la Ría como guardián. Uno de los más llamativos (por eso de que parece surgir de la nada) es el chill out de Zorrozaurre; un lugar casi improvisado que parece un oasis en mitad del asfalto y que está bañado por la Ría. ¿Lo mejor de todo? Que muy poca gente lo conoce así que aprovecha para visitarlo y disfrutarlo.

Otra de esas joyas que esconde la Ría es la llamada “Noruega de Bilbao”, o lo que es lo mismo: la zona de Olabeaga. Un lugar al que dieron forma los marineros nórdicos que recalaban en Bilbao con sus bacalaos escandinavos y que responde a formas arquitectónicas propias del norte de Europa con casas de diferentes colores con tejados rojos. ¿Un secreto extra? Si visitas esta zona no olvides llevar una buena chaqueta ya que la temperatura en esta zona es más baja de lo normal.

Nuestra última parada secreta es el Paseo de los Caños, una zona que une el Puente de la Peña con el Barrio de Atxurri y que está ubicada en la orilla derecha de la Ría. Sin duda la zona más tranquila y más encantadora de Bilbao y un lugar sin igual para desconectar del ritmo bullicioso de la capital. Con un paseo que se puede recorrer de punta a punta en 40 minutos, el de los Caños es además mirador para visitar desde la otra orilla algunos de los barrios más bonitos de Bilbao con la Ría de fondo.

Share Button
comentarios