Guía práctica para vivir como nunca la Feria de Día de Málaga

Guía práctica para vivir como nunca la Feria de Día de Málaga

Share Button

De las muchas épocas del año para conocer Málaga como destino, el verano es la mejor. Con unas playas estupendas, una gastronomía exquisita y un carácter único, la capital malagueña es el lugar perfecto para unas vacaciones perfectas.

Aunque nadie duda de esto, es cierto que la ciudad es especial entre los días 13 y 20 de agosto. ¿Motivo? En estas fechas se celebra la Feria de Málaga, una fiesta cuyo origen se remonta al año 1487 y que atrae a miles de locales y turistas que no quieren dejar de vivir el plato fuerte de la semana: su Feria de Día.

Conocida como la “Feria del Centro” (por tener lugar en el casco antiguo, junto al Petit Palace Plaza Málaga), la feria de día se celebra con el sol en su máximo esplendor y con una oferta de tapitas, vinos y actuaciones en directo completamente irresistible. Eso sí, hablamos de una feria que se celebra bajo el sol y en pleno mes de agosto, así que cabría preguntarse… ¿Cómo vivirla sin sufrir?

Elegir bien el atuendo

Al ser una ciudad de costa, la temperatura de Málaga varía con facilidad entre el día y la noche. Así, y si bien durante el día se pueden rozar los 35 grados, durante la noche, el termómetro puede caer a los 22 o 23 grados. ¿Qué se recomienda? Visitar la Feria de Día con un atuendo para luego elegir otro pensado para la feria de noche. Esto será muy sencillo para quienes pernoctan en las habitaciones del Petit Palace Plaza Málaga ya que el hotel está a 5 minutos.

Cuidado con el sol

Ya sea para ir a la Feria de Día o para dar un simple paseo, en Málaga se recomienda salir con un sombrero, una gorra o protegidos por una crema solar de calidad. El motivo es la fuerza de unos rayos de sol que en Málaga son un must y que (aunque son encantadores) pueden convertir la experiencia en una auténtica pesadilla. No, no queremos quemaduras y mucho menos insolaciones innecesarias.

Beber con moderación

Ya sea por su calidad, porque está fresquito o porque es una delicia, las copas de fino (vino local) se nos suba a la cabeza durante nuestra visita a la Feria de Día. Combatir el calor del mes de agosto aumentando la ingesta de bebidas alcohólicas no es lo mejor, así que se recomienda intercalar un poco de agua bien fresca entre baile y baile o entre esas copas de fino que tan apetecibles se presentan.

Share Button
comentarios