Fuencarral: la nueva milla de oro de Madrid

Fuencarral: la nueva milla de oro de Madrid

Share Button

De todos los barrios que dan vida y personalidad a Madrid, Fuencarral es uno de los más auténticos, míticos y especiales. Sede del desaparecido Mercado de Fuencarral, este céntrico barrio se ha reconvertido en toda una pasarela de estilo y de tendencias que lo han convertido en la milla de oro alternativa de Madrid.

Aunque si bien en la Calle Serrano puedes acceder a las marcas de alta costura y a las piezas de diseñadores nacionales e internacionales ya consagrados, Fuencarral ha hecho una apuesta en firme por las marcas más casuales (pero igualmente chic) y por diseñadores emergentes locales e internacionales.

Si has elegido un hotel en Madrid de Petit Palace y estás pensando en regalarte todo un fin de semana de shopping por la capital no dudes en invertir unas horas para conocer este templo del estilo llamado Barrio de Fuencarral.

Con sus bares y cafeterías con una decoración exquisita, el Barrio de Fuencarral es algo así como un gran centro comercial con las marcas más demandadas del momento como Puma, Desigual, Roxy, Gas, Pepe Jeans, Billabong además de contar con otros muchos sellos de la moda: todos han visto este punto de Madrid como uno de los más destacados y rentables.

Para los amantes del mundo denim, Fuencarral es algo más que una referencia ya que acoge las marcas más destacadas del mundo tanto en vaqueros como en chaquetas tejanas. Algunas de sus referencias pasan por Levi´s o por la popular Wrangler, una de las marcas de jeans americanos más conocidas y demandadas del planeta.

Además, Fuencarral es la madre de la moda para las tribus urbanas de Madrid así que no te extrañe ver tiendas de moda gótica, rocker, indie o de aires hardcore en alguna de esas paradas por las marcas internacionales. Ver maniquíes encadenados, con crestas y mucho látex es un must de esta zona de Madrid.

Mención especial merece el pequeño comercio del barrio. Fuencarral (como decíamos al inicio) no sólo huele a café y a bocata de calamares sino que es una fuente de ultramarinos bien madrileños, de tiendas de artesanía y plata o hasta de afamadas pastelerías como el Horno de San Onofre, uno de los lugares más conocidos del mundo por la calidad de su Roscón de Reyes.

Share Button
comentarios