El retiro: un oasis para disfrutar con niños en Madrid

El retiro: un oasis para disfrutar con niños en Madrid

Share Button

Hacer una visita al Parque del Buen Retiro de Madrid no solo es una parada turística obligada, sino también un plan perfecto en cualquier época del año. Especialmente si se hace con niños porque en este gran pulmón verde de Madrid se pueden hacer muchísimas actividades en familia en las que disfrutarán tanto los pequeños como los no tan pequeños.

En el Teatro Permanente de Títeres del Retiro, por ejemplo, todos los fines de semana se hacen espectáculos de títeres que encantan a los niños. Se representan en un escenario que hay montado al aire libre durante todo el año en el que los pequeños aprenden a apreciar este arte y, además, en contacto con la naturaleza. En los meses de julio y agosto se organiza el Festival Tiritilandia con la participación de algunas de las mejores compañías de marionetas del país.

Otro de los planes para compartir en familia en el Retiro es dar un paseo en barca por el lago. Por un precio muy económico se puede alquilar una barquita para disfrutar del entorno desde el agua y pasar un rato muy agradable. Otra opción es subir al barco turístico que suele estar muy frecuentado por familias y escolares.

Parque del Buen Retiro

Parque del Buen Retiro

A los niños también les encanta pararse a mirar lo que hacen los muchísimos artistas que cada día se ponen en alguna de las calles del parque. Titiriteros, actores, payasos, músicos, malabaristas, mimos… Cada rincón esconde una sorpresa que hará sacar la sonrisa de los más pequeños.

Además, periódicamente se organizan en el Retiro espectáculos de música para niños que son todo un éxito y en los que muchas veces acaba bailando toda la familia. Y si se disfruta con la música, los domingos por la mañana la Banda Sinfónica Municipal de Madrid actúa todos los domingos por la mañana en el Templete de música dentro del recinto del Retiro.

Si se dispone de tiempo, otro de los mejores planes para hacer en el Retiro es disfrutar de un picnic en alguna de las áreas de césped. Compartir una comida en familia al aire libre, con un entorno lleno de vegetación y en el que poder hacer tantas cosas es algo que debería poder hacer todo el mundo de vez en cuando.

Y como no podía ser de otra manera, a lo largo de todo el parque hay numerosas zonas con columpios, juegos infantiles y espacios verdes en los que no pasa el tiempo para los niños. Además, también hay otros lugares de interés como la Montaña Artificial a cuya cúpula merece la pena subir para ver cómo cae el agua en cascada por sus diferentes alturas.

Estos son solo algunos de los muchos planes que se pueden hacer en el parque del Retiro, un lugar sin duda genial para disfrutar en familia. Y para visitar este lugar con toda comodidad te recomendamos que te alojes en alguno de los hoteles de Petit Palace en Madrid.

Share Button
comentarios